lunes, 25 de agosto de 2008

JK 5022


Ya casi una semana después del fatídico accidente de avión en el que perecieron más de 150 personas, la cifra desgraciadamente no para de aumentar. Día a día los informativos abren con la noticia de una muerte más de los supervivientes. Por ahora, sólo han sobrevivido 18 personas. Esperemos que esta cifra no siga disminuyendo a favor, de la lista de fallecidos.

Cuando me enteré no le di importancia. Recibí una llamada de mi Hermana para comunicarme la noticia. Estaba apunto de llegar a casa. Entonces, encendí la radio y me puse a escuchar. No le di mayor importancia, hasta que llegué a casa y vi las primeras imágenes. Al ver aquellas columnas de humo tan separadas, no pude evitar pensar en lo peor. En un comienzo, sólo se decía que había 7 muertos. En cambio, mi mente me decía que la realidad estaba muy alejada de aquella información. Pasaban los minutos y la lista aumentaba poco a poco, veía como tristemente mi sensación se hacía REALIDAD. El número de muertos aumentaba según llegaban nuevas informaciones oficiales y no oficiales.

Al plantearme ahora cómo se trató el tema desde los diversos medios de comunicación me doy cuenta que todo se escapó de las manos. Casi todos los programas, por no decir todos, se centraron en cubrir el tema. Programas cómo Visto y Oído o el Método Gonzo cambiaron completamente su estilo y se centraron en el trágico accidente. Lamentablemente, programas cómo estos, sin olvidar claro a Está Pasando, trataron el tema de una forma un tanto frívola. Creo que lo más oportuno hubiera sido suspender la programación normal de cada tarde y hacer informativos especiales de cada cadena. Recuerdo que esa misma tarde, la presentadora del programa de Cuatro "Visto y Oído", Raquel Sánchez Silva, cometió un error que seguro que no olvidará tan fácilmente. El programa tuvo una conexión en directo con la abuela de uno de los pasajeros del avión JK5022. Raquel recibió en plató la llamada con la siguiente frase: "Buenas tardes, antes que nada le damos nuestro pésame desde todo el programa", no son frases textuales, pero al fin y al cabo eso es lo que comento. Recuerdo que lo dijo cerca de las 4.30 de la tarde, cuando las informaciones sólo decían que los muertos ascendían a 7. Pudo deberse a los nervios del directo, a que todo salía sobre la marcha y a la situación de nerviosismo que se vivía en plató aquel día. Pero su cara demostraba que se había dado cuenta que había "metido la pata hasta el fondo". Bueno, dejémoslo en un simple error por la estrés de ese día de caos.

Esa noche me acosté dando gracia a dios, que ni mi familia ni yo estaba dentro de ese avión. También pensé que si me hubiera cogido trabajando en televisión, seguro que no tendría la conciencia tranquila de haber tocado el tema con respeto y sin frivolidad. Todos lo programas de ese día, intentaron de un modo u otro avanzar un paso más allá; convirtiéndose en carroñeros, por no decir nada más fuerte.

Esa misma tarde recibí varias llamadas de compañeros de clase para preguntar si estaba bien. Algo que agradezco enormemente a todos.

Ahora pasan los días, y en cambio, siguen y siguen sacando basura. Todo por conseguir más puntos de audiencia. Y me pregunto, ¿Valdrá todo por mantenerse en la parrilla?, ¿Seré capaz de hacerlo cuando me toque a mí?. Pues no lo sé, espero que un suceso así no pase más y no tengamos que lamentar nuevamente la muerta de personas. Pero, también espero que la próxima vez los medios de comunicación evolucionen y no intenten hacer de la desgracia dinero.


M. Vérez

2 comentarios:

-laurisilva- dijo...

Tienes razón en todo lo que dices con respecto a la programación de aquel día y de los siguientes.

Creo que llega un punto donde ya no hay nada más que contar, nada que rascar y no merecen, los familiares y amigos de los fallecidos, que se siga removiendo el tema.

Por otro lado, hay sitios donde no deberían dejar pasar a los medios o al menos con restricciones. En un periódico vi un reportaje de más de una veintena de fotos de un sólo entierro. No me parece nada ética esta conducta.

Con todo el apoyo para los familiares, aún seis días después.

Delia dijo...

Hola Miguel, perdona mi intrusismo.
Pero la mayoria de los medios que empezaron a lanzar cifras al aire, no pensaron ni en los familiares, ni en los fallecidos, ni tan siquiera en los teleespectadores, solo buscaban ser los primeros en dar la noticia, para asi tener su minuto de gloria, acosta de 144 muertes.
Esta bien que informen, pero estaria mejor que lo hicieran poniendose en el lugar de los familiares, todavia no se me va de la mente, las veces que dijerón que solo vian cuerpos tirados, en el agua entre los cuales habian niños.
Pienso que muchos de los detalles que dierón, no eran necesarios para informar, solo era morbo.
Era una competición entre cadenas.

Envía el post a un amigo